ÁREA ACADÉMICA

EDUCACIÓN
RELIGIOSA

Edwin Del Valle

CELEBRACIÓN EUCARÍSTICA
«La Iglesia vive de la Eucaristía». Con estas palabras el Santo Juan Pablo II iniciaba en el año 2003 una hermosa encíclica “Ecclesia de Eucharistia” sobre la Eucaristía donde nos recuerda que el sacrificio eucarístico es «fuente y cima de toda la vida cristiana».
En ese mismo espíritu, una de las actividades más significativas por nuestro aniversario ha sido la celebración eucarística con la participación de estudiantes, profesores, directivos y autoridades políticas invitadas, entre quienes destacó la presencia del Alcalde del distrito de El Tambo, Carlo Curisinche Eusebio.

La Sagrada Eucaristía fue presidida por Monseñor Carlos Alberto Salcedo Ojeda – Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Huancayo celebrado en la Iglesia Catedral de Huancayo, quien elevó sus oraciones por la salud de todos los integrantes de la comunidad educativa para ser luz y sal en la tierra.
Esta fiesta eucarística ha servido a nuestra comunidad educativa para reconciliarnos con Dios y renovar nuestro compromiso con la Iglesia.
Finalmente, el Obispo impartió de una bendición especial para toda la comunidad politecnista en presencia de nuestro Santo Patrón San Antonio de Padua.

BIOGRAFIA DE SAN ANTONIO DE PADUA
Nació en Lisboa el 15 de agosto de 1195, con el nombre de Fernando de Bulhões.
En el verano de 1220 recibió el hábito franciscano y comenzó a estudiar las enseñanzas de su fundador, Francisco de Asís. Adoptó el nombre de Antonio en honor de Antonio el Magno a quien estaba dedicada la ermita franciscana en la que él residía.
Antonio fue un gran predicador. Lo mandaron como misionero por numerosas ciudades por Italia y Francia. Convirtió a muchos pecadores sobre todo con su buen ejemplo. Cuentan que mientras oraba en su habitación se le apareció Jesús, le puso las manitas al cuello y lo besó. Antonio recibió esta gracia extraordinaria por que mantuvo su alma limpia incluso del más mínimo pecado y amaba mucho a Jesús.
Cuando Antonio enfermó se retiró a un monasterio en las afueras de Padua, donde murió a la edad de 36 años, el 13 de Junio de 1231.

FRASES CÉLEBRES DE
SAN ANTONIO DE PADUA:

“Dos cosas, el amor a Dios y al
prójimo hacen perfecto al hombre”

“Tan pobre como es la mesa
que carece de pan, así la vida
más ejemplar resulta vacía si le falta amor”.